domingo, 15 de noviembre de 2015

Por Peloño.



Tenía una deuda pendiente conmigo mismo, hacer una ruta por el bosque de Peloño, uno de los hayedos más grandes y mejor conservados de la Península, y a ser posible en un día despejado de otoño. Ayer conseguí dejarla saldada.

Hace ya unos cuantos años, junto con mi amigo Jose Luis y en nuestro retorno a la bici de montaña, habíamos hecho un pequeño recorrido por la zona que me dejó con ganas de mas. Lo de ayer ya fue un rutón en toda regla (poco mas de 45 km y 1700 m. de desnivel positivo)por unos parajes de belleza indescriptible, un día radiante y una temperatura perfecta e inusual para un mes de noviembre.

Fue también una jornada de reencuentro con algunos de mis antiguos compañeros de Pelayo Btt (Pedro Pablo, Fredo, Joaquín, hace mas de 20 años que ya pedaleábamos juntos)

Mil gracias a toda la gente de este grupo por un día inolvidable, especialmente a Chema por su invitación a acompañarles.



4 comentarios:

CIMAFERMIN dijo...

Si señor, guapa ruta,estupendo día y buena compañía,que mas se puede pedir para un dia de bici por la montaña.
Igual vas a tener que volver a reengancharte a ese grupo,jajaja.

Roberto dijo...

Otra muesca en el manillar. Los que no pudimos con envidia sana.

Jose Luis dijo...

Vivimos en un lugar que es una maravilla. Felicidades, Jose, es una ruta guapa, guapa y con un día como el que tuvisteis mucho más. Un abrazo.

Pedro Pablo Moya Ruiz dijo...

Un placer volver a rodar en tu compañía y en semejante ruta , una clásica de nuestro deporte y cuantas mas veces la hago mas me gusta y mas la disfruto .